GOMORRA (Italia 2.008, 135 Minutos, Drama)
Dirección:
Matteo Garrone.
Guión: Maurizio Braucci, Ugo Chiti, Gianni Di Gregorio, Matteo Garrone, Massimo Gaudioso y Roberto Saviano (Sobre la novela «Gomorra» de Roberto Saviano).
Reparto: Toni Servillo, Gianfelice Imparato, Maria Nazionale, Salvatore Cantalupo, Gigio Morra, Salvatore Abruzzese, Marco Macor, Ciro Petrone, Carmine Paternoster, Zhang Ronghua, Simone Sacchettino.
Fotografía: Marco Onorato.

Valoración: 8/10

Sinopsis: Gomorra retrata desde los diferentes puntos de vista de sus personajes, las acciones y las consecuencias de la mafia napolitana, una de las organizaciones criminales más sanguinarias del mundo. En los bajos fondos de Nápoles, los traficantes pasan su mercancía en medio de una guerra entre bandas. Un niño intenta hacerse un puesto en la organización. Un contable de la mafia empieza a sufrir en sus propias carnes los problemas de la guerra. Un sastre intenta ganarse la vida en un negocio controlado por la organización. Dos alocados adolescentes intentan hacerse un nombre después de robar un cargamento de armas. Un honrado perito se ve involucrado en un sucio negocio de tratamiento de residuos…

Crítica: Curiosamente empecé a ver Gomorra ayer noche frente a la pantalla del televisor, cuando el imprescindible Informe Semanal le dedicó a su creador Roberto Saviano, un reportaje en el que se exponía el estado actual del escritor. Saviano es un valiente que «vive» ahora rodeado de escoltas y seguridad extrema, vagando de un piso franco a otro ante la firme amenaza de que no vivirá hasta Navidad. Su delito es, como el de muchos otros escritores y periodistas denunciar públicamente una injusticia que, como en este caso, todos conocen pero prefieren ignorar. Gomorra es por tanto, una película que empieza a verse en el mundo real. En la tensión continua que vive un Saviano convertido en prisionero, pero también en cada telediario y columna de periódico que muestra, cada día, las consecuencias de uno de los negocios más lucrativos de Italia y que maneja la que es una de las organizaciones criminales que más vidas se cobra en todo el planeta. Saviano ha denunciado desde su libro a costa de su propia vida, y Garrone ha recogido el testigo a pesar de los riesgos, y lo ha llevado al cine. El resultado es un filme con personalidad propia no ya sólo por su temática, sino por su curiosa exposición. No es un documental, desde luego, pero tampoco respeta las normas narrativas y estilísticas del medio. No hay una trama clara, ni una evolución palpable de los personajes o de la narración más allá del día a día. Se regala algunas escenas memorables, pero lo habitual es una planificación claustrofóbica con la cámara sobre los personajes. Gomorra, una especie de Tropa de Élite a la italiana, más desgarradora pero sin el cuidado formal de la brasileña, es simplemente un retrato crudo y escalofriante de la situación actual de Nápoles que llega a asemejarse, a pesar de su persistente natularismo, a un escenario post-apocalíptico en el que la vida ha perdido todo su valor.

Written by PGP
Pablo ha publicado algún relato, participado en varios blogs y escrito unos cuantos guiones. En KTarsis se ocupa de analizar los últimos estrenos de la pequeña y gran pantalla.