Lo que cambian los tiempos. Hace unos años teníamos que esperar durante meses el estreno de tal o cual bombazo venido de Hollywood y ahora, gracias a la globalización y la tecnología, lo podemos ver íntegro sin necesidad de salir de casa. Este es el caso de X-Men Origins: Wolverine, que ha pasado a engrosar esa lista de películas cuyo estreno se vió anticipado a la fuerza debido a la filtración de su metraje. Esta versión es al parecer el filme completo, pero sin tener por completo acabados los efectos especiales y el CGI, por lo que se aprecian en ella las ya famosas pantallas verdes. Por supuesto, en estos momentos sus responsables están intentando retirar toda copia posible de la red, aunque es un trabajo nada sencillo. La noticia se ha expandido como la pólvora y los gestores de descarga ya echan humo. Entre otros títulos filtrados a la red antes de su estreno podríamos citar a Hostel 2, convirtiéndose este factor en la excusa perfecta para que su director, Eli Roth, justificara los malos resultados en taquilla de su trabajo. En el otro extremo se sitúa Michael Moore, que se alegró por la filtración de su Sicko alegando que su meta era sencillamente que el mayor número de espectadores la viera.

Written by PGP Gurez
Pablo ha publicado algún relato, participado en varios blogs y escrito unos cuantos guiones. En KTarsis se ocupa de analizar los últimos estrenos de la pequeña y gran pantalla.