KTARSIS
Revista Online del Entretenimiento Audiovisual


Críticas

25 septiembre, 2017

Crítica: LOS HOMBRES QUE MIRABAN FIJAMENTE A LAS CABRAS (THE MEN WHO STARE AT GOATS), de Grant Heslov

THE MEN WHO STARE AT GOATS (Estados Unidos – Reino Unido 2.009, 93 Minutos, Comedia)
Dirección:
Grant Heslov.
Guión: Peter Straughan; sobre el libro de Jon Ronson.
Reparto: George Clooney, Jeff Bridges, Ewan McGregor, Kevin Spacey, Robert Patrick, Stephen Root, Stephen Lang, Rebecca Mader, Nick Offerman, Tim Griffin.
Fotografía: Robert Elswit.
Música: Rolfe Kent.

Valoración: 7/10

Sinopsis: Después de que su esposa le abandonara por su falta de ambiciones y determinación, el periodista Bob Wilton se marcha a Irak en busca de la historia de su vida. Allí conoce por casualidad a Lynn Cassidy, un ex-soldado que clama tener superpoderes psíquicos gracias a su participación en un ultrasecreto proyecto del ejército.

Crítica: La realidad supera a la ficción más a menudo de lo que pensamos, y por muy extraña, ilógica e inverosímil que parezca no deja de ser verdad. Los Hombres que Miraban Fijamente a las Cabras es la sátira antibelicista -sólo ya por esto, rara avis de la cartelera- más pasada de vueltas vista en tiempos, pero a pesar de ello no se corta al insistir en que gran parte de todo esto, es real. La acertada expresión “La guerra es un sinsentido” cobra en la película un significado más amplio, entre rituales new age, creencias hippies y subidones lisérgicos, que ponen de manifiesto que todo ese absurdo de la pantalla -bailes, mantras y zen de mercadillo- sólo se equipara en irracionalidad a esa perenne práctica de masacrarnos los unos a los otros. Grant Heslov, que debuta en la dirección tras una carrera marcada por cientos de papeles secundarios, lo hace disfrazando a esta descacharrante crítica al militarismo de buddy movie y road trip por una Irak desvencijada. Heslov se cuida muy bien de que diálogos, personajes y situaciones sean divertidas, ácidas y del todo surrealistas, pero también, con gran sabiduría, de dotar a su filme de gran ritmo y de una realización dinámica y concisa, sin los deliberados excesos que muestra a cada minuto su guión desde su chocante comienzo hasta su brillante final, culminación absoluta de la extravagancia. Puede que esta película, con unos Clooney, McGregor, Bridges, Spacey (y la propia cabra) pasándoselo bomba como críos en un patio de recreo sin reglas ni supervisores adultos, peque de excesiva insistencia en la búsqueda de la realización personal del perdedor, personaje querido, amado y comprendido por todos, pero es también un puñetazo en la cara a las políticas belicistas marcadas por la ambición y la estupidez desmedidas en unos tiempos en los que, sí, tal vez, necesitemos más que nunca a un auténtico Jedi.

Estreno en España: 5 de Marzo .






5 Comentarios


  1. Me parece una crítica muy buena. Pienso exactamente lo mismo. Una peli hecha al estilo de los Cohen, con un Jeff Brisges y un George Clooney dando la talla. Muy cómica, buenos diálogos que rozan el surrealismo, entretenida y sobre todo, diferente. Los momentos hippies de Jeff Bridges, el Nota, no tienen desperdicio.
    Momentazo también el de Clooney usando la técnica de los ojos brillantes, me parto.

    Saludos,
    Tay


  2. manolete

    Jeff bridges interpreta a Jim Channon. Si sabes inglés te recomiendo buscar en google sobre él.

    Hizo millones como gurú-consultor, y actualmente ocupa todo su tiempo en unir al planeta al estilo First Earth Battalion.

    El manual del “guerrero jedi” se puede comprar por internet, además de descargártelo por ahí.

    La película va más allá de un No al Sinsentido de la guerra, te muestra el potencial humano, y su lado oscuro.

    Lo mejor el final de los créditos:

    Don’t try walking through walls… invisibility is fine.


  3. Me parece preocupante que se pueda descargar un manual de guerrero jedi.


  4. Y que se tome en serio la película, también.


  5. José Luis

    Aunque cuesta meterse en el desarrollo de la película por su ritmo narrativo, casi pasado de vueltas, la película captura por vislumbras el intervencionismo bélico de EE.UU desde la sátira y por un puñado de escenas surrealistas que incitan a la risa.
    Además la geografía del desierto, casi masificado por la base americana y los secuestradores, es otra razón para pensar que la intervención allí no tiene ningún sentido.
    Película con mensaje, envuelta en carcajadas. Un acierto.



Deja un comentario