La sueca Déjame Entrar se convirtió el año pasado en una de las mejores películas que se recuerdan rodadas sobre el género de vampiros, llegada además en un momento en el que los fans de los señores de la noche suspiraban por un regreso a las raíces del monstruo. Tanta fue la fama cosechada por la película de Tomas Alfredson que las mentes del otro lado del Atlántico empezaron a maquinar una estrategia para sacar provecho propio a esa tenebrosa historia. La respuesta al dilema llegó a través de Matt Reeves, que tras alterar los nervios de su público con Cloverfield, escribe y dirige su propia visión de este sangriento drama. Para ello se ha hecho con los servicios de dos de los talentos más prometedores de Hollywood, los jovencísimos Kodi Smit-McPhee (La Carretera) y Chloe Moretz (Kick-Ass) que cuentan con la protección de los experimentados Richard Jenkins y Elias Koteas. De Let Me In, que se estrenará en Estados Unidos el 1 de Octubre de 2.010 llegan por fin las primeras imágenes que parecen no salirse un ápice de esa historia de amor y amistad entre un chico acosado por sus compañeros de clase y una vampira que se revelará como su sanguinario ángel de la guarda.

Written by PGP Gurez
Pablo ha publicado algún relato, participado en varios blogs y escrito unos cuantos guiones. En KTarsis se ocupa de analizar los últimos estrenos de la pequeña y gran pantalla.