Qué bien aprovechó Olivia Wilde en su momento el ser la chica de moda por la que se peleaban estudios y directores. La actriz sumó a su agenda más de una decena de proyectos a presentar en un periodo de apenas un par de años, todo eso sin contar con su presencia semanal en la serie House M.D. Fruto de su alto ritmo de trabajo son imágenes como las que vemos hoy de Blackbird, un thriller dramático en el que interpreta a la hermana sumisa de un criminal Eric Bana, al que sigue sin rechistar en su larga huida hasta que en su camino se cruza un boxeador recién salido de la cárcel. Charlie Hunnam, Sissy Spacek, Treat Williams, Kate Mara y Kris Kristofferson también aparecen en una película que dirige Stefan Ruzowitzky.

Written by PGP Gurez
Pablo ha publicado algún relato, participado en varios blogs y escrito unos cuantos guiones. En KTarsis se ocupa de analizar los últimos estrenos de la pequeña y gran pantalla.