El pasado fue un año muy intenso para Natalie Portman: se casó, fue madre y ganó un Oscar a la Mejor Actriz. Además estrenó un buen número de películas, lo cual la colocó en el objetivo de todos aquellos que se dedican a mostrar el glamuroso mundo de la fama. Ahora, lejos de la celebridad y del trabajo la actriz planea su retorno como un proceso paulatino. Sin demasiadas prisas y sin ninguna presión se muestra para empezar en la nueva campaña de la marca Dior, demostrando que a pesar de los numerosos cambios que ha sufrido su vida sigue conservando su elegante belleza. Pronto volverá a las pantallas de nuevo de la mano de Thor y con un interesante doble proyecto a las órdenes del aclamado Terrence Malick.

Más en la red…

Written by PGP Gurez
Pablo ha publicado algún relato, participado en varios blogs y escrito unos cuantos guiones. En KTarsis se ocupa de analizar los últimos estrenos de la pequeña y gran pantalla.